Implicación de las entidades locales en la consecución de los ODS

Facebook
Twitter
LinkedIn

El 25 de septiembre de 2015 la Asamblea General de Naciones Unidas aprobó, por unanimidad, la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible: un plan de acción en favor de las personas, el planeta, la prosperidad y la paz universal. Cuenta con 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y 169 metas que habrán de ser alcanzados de aquí a 2030.

Los ODS, que entraron en vigor en enero de 2016, son un conjunto de objetivos, metas e indicadores de aplicación universal que fijan resultados cuantitativos en las tres dimensiones del desarrollo sostenible: social, económico y ambiental. Abordan cuestiones críticas relativas a la sostenibilidad, como son la pobreza, el cambio climático, la desigualdad, el desarrollo económico o la protección de los ecosistemas, entre otros. Los ODS habrán de ser implementados en todos los países, en las diferentes escalas territoriales.

A pesar de que los ODS no son jurídicamente obligatorios, se espera que los gobiernos los adopten como propios, empleándolos como brújula para armonizar los objetivos a los compromisos mundiales, lo cual es extensible también a nivel regional y local, siempre considerando la necesidad de adaptar el alcance y contenidos de los ODS y sus metas al contexto local y a sus competencias.

Los ODS ofrecen a los responsables políticos municipales una hoja de ruta para lograr un desarrollo local más equilibrado y equitativo. Todos los municipios aspiran a incrementar la prosperidad, promover la inclusión social, así como también aumentar la resiliencia y la sostenibilidad ambiental. De este modo, los ODS captan gran parte de la agenda política de prácticamente todas las ciudades. Cuando estos objetivos están alineados con los marcos existentes de planificación y con las prioridades del desarrollo, pueden fortalecer los resultados en materia de desarrollo local.

A pesar de que las ciudades y municipios serán clave para alcanzar los ODS mundiales son muy pocas las guías y herramientas de trabajo que ofrecen un enfoque local a estos objetivos planetarios. Con el objeto de suplir esta carencia, desde la Diputación de Castellón en colaboración con Instituto Imedes se ha elaborado una guía dirigida a personal técnico y representantes políticos de entidades locales de la Provincia de Castellón con el objeto de facilitar la incorporación de los retos que plantean los ODS en la Agenda de Gobierno Municipal, ofreciendo una herramienta práctica para identificar elementos clave y propuestas de líneas de actuación y medidas para contribuir al cumplimiento de los ODS en el ámbito local.

Más actualidad

Una ley sin desperdicio

El pasado 7 de junio el Consejo de Ministros aprobó el proyecto de Ley de Prevención de las Pérdidas y el Desperdicio

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.